El Andariego

Blog personal de Ricardo Andreé

Ley anti discriminación y libertad de religión

with 4 comments


La ley Anti Discriminación recientemente sancionada en Chile, con algunas reservas en espera de resolución del Tribunal Constitucional, y que lleva el apellido del joven homosexual asesinado, Zamudio,  contiene, en su letra y espíritu, una clara sanción a todo tipo de discriminación que conlleve a efectos penales, o afecten los derechos y la dignidad de la persona; sea que tal discriminación provenga del Estado o de particulares. Además, asegura el compromiso del Estado para prever y evitar la discriminación mediante la educación y la intervención que elimine el acto discriminatorio desde su manifestación primaria. Ninguna discriminación por causa de diferencia de sexo, de raza, de religión, o por motivos de apariencia física, etc. puede hallarse a la base de una resolución o acción que finalmente signifique menoscabo de los Derechos.

La ley de Libertad de Culto dice que todo ciudadano posee el derecho de ejercer  el culto de su Fe y hacer parte libremente de una entidad religiosa. Si juntamos ambos derechos, debiéramos entender que en Chile es ley que: “todo ciudadano pueda ejercer su culto en libertad…y que por su idea, práctica, atuendo, manifestación y presencia que muestren y demuestren su religión no puede ser discriminado, ni obligado a renegar de su derecho…”

¿Qué decir cuando en las escuelas católicas, subvencionadas por el Estado (es decir con dinero de todos) se discrimina a niños y niñas de otras religiones o de padres agnósticos…negando matrícula u obligando a sendas clases de ‘religión’ ultra eclesiásticas?

¿Qué decir de las ‘campañas’ que ‘manos moras’ emprenden en contra de supuestas ‘sectas’ en ciudades pequeñas y pueblos lejos de Santiago…cuyos miembros son discriminados, perseguidos y hasta criminalizados…? ¿Qué del pasquín católico sobre ‘sectas’ que llama a discriminar y hasta condenar (mormones incluidos) a otros cultos no tradicionales plenamente en regla con la ley chilena y con la debida personalidad jurídica?

¿Qué decir de la norma bancaria actual que favorece a la iglesia católica y discrimina radicalmente a toda otra entidad que no lo sea impidiendo y trabando la posibilidad de abrir una Cuenta Corriente en su calidad de Culto con Personalidad Jurídica?

¿Qué decir de las ‘clases de religión’ establecidas por el Ministerio de Educación en su programa, y que favorece al catolicismo y niega tozudamente la propuesta de convertir dicha clase en ‘Historia de las Religiones’ o en una metodología de ‘Religiones Comparadas’?

¿Qué decir de los privilegios que el catolicismo aún posee en la presencia del Estado, e incluso ante responsabilidades tributarias, que son clamorosamente discriminatorias y altamente anti democráticas y atentatorias en contra del Estado Laico y Plural?

La realidad de la discriminación la he vivido en estos muchos años de acción espiritual, sea por mi enseñanza del I Ching, sea por mi concepción de Fe que libera a  Cristo de la cruz.

La intolerancia y el fanatismo enclavados  en ciertos poderes y desde el ejercicio de alguna cuota de autoridad suelen ser altamente nociva para la mentalidad de quienes se sujetan a sus líderes y orgánicas sin un mínimo de conciencia crítica y menos con voluntad de informarse, pues los estamentos más elementales reciben tales enseñanzas y homilías como verdaderas incitaciones a delinquir. Y esto es lo que la ley antidiscriminación contiene: el efecto penal de un acto de discriminación.

Cuando un señor Cardenal como Medina lanza sus peroratas discriminatorias  tan alejadas del Cristo que nos enseña el Amor… O cuando un párroco acusa a gente de su misma comuna cuan ‘secta diabólica’… O por las páginas web de no pocos pastores evangélicos se tilda a medio mundo con epítetos que rayan en la apología al delito por no ser ‘bíblicos’ y aun así profesar a Cristo, sea por tratarse de homosexuales que declaran su fe en Dios… ¿existe el peligro de que algún miembro menor sienta el llamado para asesinar, golpear o cometer acto criminal en base a tales incentivos ‘morales’? Sí. Eso no solamente es posible, sino que es real y cotidiano: en el rumor infundado y falaz, en las pequeñas discriminaciones diarias, en la violencia de palabra hacia los más indefensos (hijos de padres que son diferentes y diversos por opción o por nacimiento))… hay y convive una práctica discriminatoria que sufre toda minoría que se desenvuelve sobre todo en pequeñas ciudades y pueblos de nuestro país.

Es cierto, esta ley no elimina la estupidez y la ignorancia de los discriminadores, ni resguarda al completo a quienes resultan ser víctimas de la tontera fanática, pero es algo que nos debe servir de base para ir más a fondo en el cambio cultural que está rompiendo ( y debe seguir quebrando) costumbres anquilosadas y odiosas que solamente sirven a la violencia, la ignominia y el cretinismo de unos pocos.

 

Anuncios

Written by Edición GF

mayo 14, 2012 a 6:56 pm

Publicado en Uncategorized

4 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Que puedo hacer si estoy en un colegio subvencionado por el Estado, y me obligan a estar en clases de religión, (es un colegio Católico), por favor quisiera saber si hay alguna ley que me avale, ya que tampoco quiero dejar el colegio ya que es muy bueno en todos los otros ámbitos, espero alguna respuesta.

    Nicolás

    septiembre 2, 2012 at 6:13 am

    • Si tus padres, y varios alumnos, se organizan, y se hacen asesorar de un abogado idóneo para esta causa (quizás abogados de DDHH) podrían presentar un Recurso ante los Tribunales bajo la Ley de Discriminación, debido a que la imposición de una religión en la educación, siendo el Estado quién subvenciona, iría en contra de la libertad de credo y de culto, y fija una Discriminación cuando el alumno no quiere y se ve obligado; además, si el estado Subvenciona: hay una ley que divide al Estado de la Iglesia, y en este caso no se respeta. La Constitución avala que habrá libertad de religión y de credo, y la obligatoriedad es un modo de inculcación a los derechos constitucionales, y Humanos.

      Edición GF

      septiembre 2, 2012 at 1:23 pm

    • Lamento decirte que si tus padres suscriben el curriculum católico en este caso, estas obligado a respetar la educación religiosa de ese Colegio. Si no quieres participar de ese proyecto educativo, habla con tus padres y cuentales que no te identifica ni representa ese tipo de educación. Sin perjuicio que sea particular subvencionado, la ley de libertad de culto permite precisamente que cualquier credo pueda tener acceso a promover su educación religiosa. Y el estado debe garantizar obviamente colegios que no tengan una religión determinada. Obligar a estos grupos religiosos a no ejercer su derecho de enseñar su credos tambien es discriminar. Saludos.

      Rodrigo Vega

      octubre 22, 2015 at 2:11 pm

  2. Celebro la valentía de Nicolás para entrar a este medio, informarse, formarse y además hacer lo que muy pocos se atreven en nuestros medios en la Red: pedir ayuda, acudir a quienes ofrecemos nuestra vida consagrada para sembrar, y compartir con los hombres y mujeres cansados de la injusticia de un sistema perverso, que se animan valientemente a levantar alternativas pacíficas, dignas y que contribuyan al bien común.
    Te agradezco Nicolás que acudas así, espontáneo, libre y en paz a pedir consejo y que de este modo animes a otros que quieren también cambios y que tu ejemplo les sirva para que se atrevan.
    En paz, pues es el único Camino.
    Misioneras en Arica.

    misioniquique

    septiembre 4, 2012 at 2:57 pm


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: