El Andariego

Blog personal de Ricardo Andreé

La verdad es relativa, la mentira es permanente

leave a comment »


Si Ud. busca: ‘video masacre en Sudáfrica’ o relacionados (mineros asesinados en Sudáfrica, por ejemplo) podrá ver cómo policías bien armados disparan a mineros desarmados en un terreno baldío que permitía amplia visión y maniobra. ¿Qué empuja a que los Humanos estemos siempre prontos para matar y luego justificar el acto criminal con argumentaciones pueriles y vergonzosas? ¿Qué nos sucede?  Las clases políticas mienten, sin importar país o si son conservadores o ‘progresistas’: mentía el actual presidente de Francia, socialista, cuando criticaba al gobierno anterior por su política dura para con las tribus rumanas de gitanos, y ahora aplica la misma medicina de la expulsión y la ‘limpieza étnica’… pero dice que no es lo mismo. Como las autoridades de Sudáfrica, que alegan que esta matanza no se puede calificar como una ‘masacre’.  La mentira de los EEUU y de Inglaterra también estuvo a la base de la intervención en Irak. La  calificación de ‘buenos muchachos’ que la Clinton dio a los rebeldes en Siria…ahora acusados de crímenes de lesa humanidad, al igual que el gobierno Sirio, y de estar profundamente infiltrados por Al Qaeda, puede parecer una pillería, casi un chiste, de la Secretaria de Estado, sino fuese por lo trágico y grave de la situación.  Mucha mentira, o cosas ocultas,  hay detrás y  por debajo del caso de Julian Assange. Mentiras…o  un uso maquiavélico de la información… es decir,   farsas  políticamente correctas.

Israel ha entrado en una febril obcecación: destruir a Irán antes de que Irán destruya a Israel. El presidente de Irán dice con una franqueza  asesina  que Israel debe dejar de existir. Israel advierte con la misma verdad de exterminio que su ataque ‘preventivo’ ya está en marcha. Quizás sean los únicos que hoy hablan con la verdad, y ésta es terrible. Pero al menos sabemos a qué atenernos y qué esperar: porque la misma verdad terrible, empañada con falacias y omisiones,  pulula entre el cinismo y la hipocresía de toda la clase política del planeta, e igual nos están conduciendo al abismo inexorable.

En Venezuela, para seguir con  verdades que no son y  mentiras que son la verdad conocida, se prepara un fraude electoral apoyado en un perfecto sistema virtual de votación.  El software central del cerebro que recibirá los sufragios  de las mesas, se halla, y así permanecerá,  bajo supervisión técnica de un estamento llamado CNE compuesto por solamente miembros del actual presidente Chávez. La Oposición puede ‘vigilar’ las mesas, los sistemas locales, pero no tiene acceso a la central, ni hay técnicos de sus partidos en directa relación con el cerebro. Y ante la duda: no se prevé- ni siquiera se habla- que las memorias del Disco Duro sean revisadas por personeros distintos a los del CNE. El sistema sería de verdad seguro si el equipo a cargo de la central  fuese mixto, y si se estipulara que cualquier comisión de revisión tuviese inmediato acceso al sistema. Pero no es así. Pero sabiendo esto la oposición ¿por qué no denuncian algo que es evidente y posible? Sigamos entonces con ese modo tan particular de proceder que tiene la clase política: porque gran parte de la oposición a Chávez quiere derrocar al militar populista, y no derrotarlo. Un fraude electoral es una tremenda carta de autenticidad y justificación para dar inicio al desgaste y derrocamiento de Chávez. Es decir, derrotar a Chávez no garantiza ni un gobierno unido y eficiente de la oposición, y mucho menos que el chavismo se acaba; el fraude garantiza la legitimidad de la oposición y un derrocamiento no del hombre, sino de su sistema. Así es la realidad en la que se mueve la clase política: mentiras, jugadas, zancadillas, trampas, objetivos no declarados…mientras arrastran masa sobre la ola de la promesa fácil y de los problemas que en verdad nunca resolverán.

Quizás esta visión, que algunos calificarán de ‘pesimista’ pero que es cruelmente realista, nos sirva para entender la extraña manera que tiene el gobierno del presidente Piñera  para enfrentar los conflictos, o mejor dicho: cada asunto que le provoca conflictos. La burda negativa al diálogo ante todo evento que causa contradicción social…para luego, una vez desatado el conflicto… correr a reparos con mesas temporales y acuerdos transitorios…o medidas postergadas. Simplemente no se puede entender;  como no se puede comprender que aparentemente se condene el lucro en la educación  pero en verdad se quiera y acepta el lucro en la educación. En este caso ya no se trata de mentiras hechas verdad o de verdad sostenida en engaños. Esta vez estamos ante carencia de sinceridad, o miedo a declarar y aplicar abiertamente la política en la cual se cree.

Se ha caído todo sostén moral, y ni hablar de los ‘proyectos ideales’ basados en utopías y quimeras  de sociedades perfectas y justas. El egoísmo ha tomado el gobierno de la mentalidad del individuo de hoy. El individualismo es sinónimo de estúpida auto- afirmación, y eso es caldo de cultivo para entrar en la vorágine de la violencia en sus diferentes expresiones y tonalidades. Por eso es que la mentira puede repetirse y repetirse…hasta que queda en nosotros como si fuese la única verdad posible y razonable. Y con esta ignominia que se nos incrusta por los poros y nos enjuaga hasta los tuétanos… también hablamos de Dios, del bien y de lo bueno… contaminando lo que no es de este Mundo con la paupérrima miseria de este sistema Cainita que nos embelesa… y engaña.

 

Anuncios

Written by Edición GF

agosto 18, 2012 a 12:30 am

Publicado en Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: